Seguidores

31 de diciembre de 2008

Es malo confiar y creer

Es malo confiar y creer,
es malo hablar con sinceridad,
es malo pensar que alguien te quiere,
cuando lo que quiere es tu mal.
Es malo confiar y creer,
es malo pensar en la bondad,
es malo creer que existe el cariño,
cuando lo único que hay es maldad.
Es malo confiar y creer,
es malo sentir que existe amistad,
es malo creer que alguien te ayuda,
cuando lo único que obtienes es mal.
Es malo confiar y creer,
es malo creer que existe la esperanza,
que existe la sinceridad y la armonía,
cuando sólo hay soledad y desesperanza.
Es malo confiar y creer,
es malo pensar que alguien te habla,
es malo escuchar falsas palabras,
que luego se desvanecen con el aire.
Es malo confiar y creer,
es malo confiar en alguien o algo;
es malo creer la vida vale la pena.

Rosa Mª

Quisiera no ver el nuevo año

Quisiera no ver el nuevo año,
un año lleno de mentira y desamor,
quisiera no volver a ver el día,
de tanto sufrimiento y dolor.
Quisiera no ver el nuevo año,
un año que no quiero vivir yo,
un año que sólo es sufrimiento,
y que no vivo con ilusión.
Quisiera no ver el nuevo año,
un año en el que carezco de ilusión,
un año que no quiero que comience,
pero por mi cobardía aguanto yo.
Quisiera no ver el nuevo año,
un año de falsedad y engaño,
no quiero volver a vivir la vida,
que tanto hace daño a mi corazón.
Quisiera no ver el nuevo año,
quisiera borrar todo el tiempo pasado,
quisiera no vivir este presente,
este presente que me angustia y corroe.
Quisiera no ver el nuevo año,
quisiera quedarme ya en el presente,
no volver a sufrir más heridas,
no volver a respirar ni palpitar.
Quisiera no ver el nuevo año,
pero las horas se acercan,
y yo, aquí, solitaria y triste,
espero la hora de dormirme,
para no ver cómo pasa el día,
para olvidar el daño que no se olvida.
Quisiera no ver el nuevo año,
quisiera ser parte del pasado,
quisiera no formar parte del presente,
y que todo todo sea un sueño olvidado.

Rosa Mª

Hoy desearía la muerte

Hoy me gustaría irme de este mundo,
de este mundo de mentira y desencanto,
de esta vida tan desesperada,
de estos días tan engañosos.
Hoy me gustaría irme de este mundo,
no respirar más y dormir profundo,
no sentir más la desconfianza,
no ver alegrías ni encantos.
Hoy me gustaría irme de este mundo,
no conectar con nada de la naturaleza,
sumergirme en mi propia muerte,
revelarme contra todo mal y daño.
Hoy me gustaría irme de este mundo,
no ver ya luz ni claridad alguna,
festejar que ya no hay aire que respirar,
que mi sangre por las venas no va.
Hoy me gustaría irme de este mundo,
no sentir la traición ni el abandono,
no vivir un minuto más de esta vida,
no sentir ya un instante de este aire.
Hoy me gustaría irme de este mundo,
no volver a ver colores ni cristales,
no ver el tiempo y su medida,
no volver a sentir sentimientos.
Hoy... hoy... como otro día cualquiera,
hoy desearía la muerte.

Rosa Mª

28 de diciembre de 2008

No quisiera ser espina

No quisiera ser espina,
quisiera ser una estrella brillar,
quisiera no ser sólo tristeza,
y mi mano a poder ser, dar.
No quisiera ser espina,
quisiera ser una paloma volar,
quisiera no ser sólo maldad,
y mi corazón abierto dejar.
No quisiera ser espina,
quisiera ser rosa del rosal,
quisiera tener un perfume agradable,
y con un son un armonioso caminar.
No quiero ser espina,
quiero ser una luz que iluminar,
quiero dejar de mí todo cuan malo hay,
y caminar por la senda de la bondad.
No quiero ser espina,
quisiera una luz a tu corazón llegar,
quisiera brillar como las estrellas,
y dentro de ti poder estar.
No quiero ser espina,
quisiera mostrarte una gran serenidad,
quisiera que mis huellas dejaran senda,
para que no te perdieras en la oscuridad.
No quiero ser espina,
pero tan sólo soy eso,
alguien que algun día conocerá la paz.

Rosa Mª

La vida

La vida nos da de nuevo la mano;
un día más con ella nos encontramos.
No quiero renunciar al placer de encontrarte;
no quiero ya decir "no" a la misma vida.
La vida nos da de nuevo la mano;
no dejes que pase sin atenderla;
no dejes que el corazón vacío quede.
No quiero renunciar al placer de encontrarte;
no quiero ya decir "no" a las personas;
con miedo, sí, con desconfianza;
pero no quiero decir "no" sin pensarlo.
La vida nos da de nuevo la mano;
y no podemos dejarla pasar sin mirarla;
la vida es una lapsus de tiempo corto;
que hay que aprovechar para saber su fondo.
La vida nos da de nuevo la mano;
y tú, sí, tú, eres importante para mí;
tan importante como mi propia mano.
La vida nos da de nuevo la mano,
yo te doy la mía,
para que, juntos, no nos perdamos.

Rosa Mª

Sólo soy

Soy sólo la espina de la flor;
soy sólo el polvo de una ilusión;
tan sólo soy el remanso del amor.
Yo quisiera no ser como soy,
quisiera sentir en mi interior,
alegrar un alma en pena,
y ver que brillan las estrellas.
Quisiera sentir cosas buenas,
quisiera salir de mi corazón,
si existe el amor no soñarlo,
y si yo tengo amor, proporcionarlo.
Soy sólo la espina de la flor;
una flor deshojada y marchita;
un pensamiento deshecho,
una tristeza infinita.
Soy sólo el polvo de una ilusión,
nada más que en mí vacío hallo yo,
mas no encuentro forma y momento,
de hallar regozijo en el corazón.
Sólo soy la espina de la flor,
sólo soy el polvo de una ilusión,
que aunque marchita la flor, vive,
que aunque desilusionada, respira y quiere.

Rosa Mª

20 de diciembre de 2008

No dejes pasar

No dejes pasar el día,
no dejes un minuto pasar,
que minuto que pase,
no se vuelve a recuperar.
No dejes pasar el tiempo,
sin apenas nada cambiar,
que lo que es inalterable,
armonía no puede llevar.
No dejes pasar la vida,
sin objetivo querer lograr,
mas son aquellos obstáculos,
los que nos permiten luchar.
No dejes pasar los minutos,
que, rápidamente, se van;
no dejes que haya un vacío,
que huella no permita dejar.
No dejes pasar un sólo día,
sin al corazón amor y paz dar.

Rosa Mª