Seguidores

6 de marzo de 2011

HACER

Las cosas van surgiendo, las circunstancias van surgiendo, y hay que ir respondiendo a ellas.
He estado paralizada muchos años, sin responder, solamente sobreviviendo. Y, ¿qué?, ¿para qué?.
Y ahora me pregunto, ¿cómo salir de este estramado?. Quizás sea fácil, no sé. El caso es HACER algo, no quedarme donde estoy.
Tengo más errores que virtudes, pero aun así voy a luchar para que la balanza sea más equilibrada.
Creo que valdrá la pena el esfuerzo, porque la vida, tal cual está ahora, no me gusta.
Si no me gusta, tendre que HACER, si no hago, no cambio. El problema es que tengo mucho miedo.
Soy muy mayor y no es lo mismo que a los veinticinco años.
Pero será peor si me quedo quieta y no hago. Hasta ahora me ha funcionado, sí, me he mantenido viva, pero nada he hecho por crecer sanamente.
Tengo mucho miedo, aun así estoy viva. Por tanto estoy haciendo, estoy escribiendo, y esto ya es un paso.

Autora: Rosa Mª

1 comentario:

María dijo...

Rosa:

Con constancia, ese miedo se vence, no será fácil e, incluso, puede que cuando lo creas vencido vuelva a aparecer pero verás como llega un día en que lo logras.

Y nunca se es mayor para empezar a vivir, la edad nos impide ciertas cosas o nos cambia unas por otras, como juventud por sabiduría o experiencia, por ejemplo, pero, repito, nunca se es mayor para vivir porque cada edad y cada nueva etapa de nuestra vida tiene su encanto y sus alicientes.

Además tú no eres mayor, mayor soy yo que acabo de cumplir 51.

Besos