Seguidores

27 de junio de 2011

EL AMOR... ROZA MI CORAZÓN



El amor roza mi corazón,
suave, tierno, sin decepción.
El amor... ¡ay ese amor sublime,
que dejaste en mí el dulce deleite!.

El amor roza mi corazón,
penetrable, suave, sin dilación.
El amor... ¡Ay ese amor tan raro,
que llevo en mí, y no lo veo claro!.

El amor roza mi corazón,
perceptible, intenso, sin rencor.
El amor... ¡Ay ese amor tan caro,
que dejaste en mí lleno de pasión!.

El amor roza mi corazón,
sensible, pacífico, con perdón.
El amor... ¡Ay ese amor tan pleno,
que día y noche penetra sin razón!.

Autora: Rosa Mª Villalta Ballester

PASÉ EL TIEMPO




Perdiendo la esperanza pasé el tiempo,
sin saber que no retrocedía ningún lamento;
perdiendo el tiempo en creer en el silencio,
sin saber que la  palabra es mía en el momento.

Perdiendo la ilusión pasé el tiempo,
sin saber que a mi vera se halla un encuentro;
perdiendo el tiempo sin fe, sin remedio,
sin saber que la alegría la elijo yo o la dejo.

Perdiendo la vida pasé el tiempo,
sin saber que nada se hace sin ningún objeto;
perdiendo el tiempo en ignorar lo que es cierto,
sin saber que la gente ama y mi corazón siente miedo.

Perdiendo la ignorancia pasé el tiempo,
sin saber que algo he de elegir en un momento;
perdiendo la capacidad de elegir, en mi silencio,
sin saber a quién acudir o en qué mundo me encuentro.

Pero, ahora, en este instante, nada pierdo;
pues mi pensamiento está en acción, aun en desconcierto;
pero, ahora, en este instante, elijo vivir este momento,
pues despierta estoy y mi corazón late sin ningún lamento.

Autora: Rosa Mª Villalta Ballester

19 de junio de 2011

DE MÍ DEPENDE

De mí depende mi vida,
mi pesar y mi suspirar;
de mí depende la alegría,
o la tristeza en mi mirar.

De mí depende la derrota,
o la victoria si sé luchar;
de mí depende mi suspiro,
y un nuevo paso que dar.

De mí depende dejar huella,
o mi existir simple y sin más;
de mi depende el querer saber,
o dejar a la ignorancia su ser.

De mí depende vivir el presente,
y aprovechar cada minuto y no más;
de mí depende caminar paso a paso,
y no dejar la vida que pase por pasar.

De mí depende un abrazo y un beso,
algo que sucede con el corazón;
de mí depende el dar alegría,
o que la tristeza invada mi alrededor.

De mí depende el silencio o la ternura,
la compañía o la desilusión;
de mí depende el dejar un paso,
a cambio de dar otro con convicción.

De mí depende el más estimado equilibrio,
que deja al ser ni en positivo ni en negativo;
de mí depende una oportunidad aprovechar,
o por el contrario, dejar que pase a otro lugar.

De mí depende sí, que mi corazón esté vacío o no,
pues recibo en la medida que doy;
de mi depende... la claridad o la oscuridad,
para alzar el vuelo o dejar mis alas sin libertad.

De mí depende el aceptar o el rechazar,
el dejar pasar el amor y el odio tomar;
de mí depende el miedo o la valentía,
en cuanto despierto cada nuevo día.

Autora: Rosa Mª Villalta.

18 de junio de 2011

TE QUIERO, AMOR

Amor, búscame hasta encontrarme,
rompe todas las cadenas y muros,
pero no dejes de buscarme,
porque sin tí todo es muy duro.

Amor, tú tienes las raíces del coraje,
la fisonomía de otro día con ilusión,
la valentía y la acción como contaje,
y la esperanza y la gentileza en acción.

Amor, no me dejes a solas en este mundo,
porque tú tienes el poder de la decisión,
el sonido de las maravillas con gran don,
y porque necesito valor y mucha ilusión.

Amor, tú que estuviste en mis brazos,
tú, que besaste con delicadeza mis labios,
tomaste con fluidez y sencillez mi cuerpo,
no te olvides que mi vació espera un aviso.

Amor, tú que dejaste mi virginidad,
que encendiste la luz de la prosperidad,
tú, que dejaste una huella en mi vida,
por favor, amor, toma mi corazón de verdad.

Autora: Rosa Mª Villalta.

5 de junio de 2011

PENA DE UN ATARDECER

Hoy no he visto esa luz que me lleve,
esa guía que me muestre nuevos aconteceres,
esa llave que abra una nueva puerta,
esa esperanza, aunque rota, de otra manera.

Hoy no he notado ese suspiro que enternece,
ese vuelo que alce mi alma en un gran alzar,
ese mensaje que me haga mi ánimo levantar,
ese sencillo homenaje que viene y se va.

Hoy no he luchado para poder ancla nueva posar,
no he jugado a la vida, tan sólo he dejado pasar;
no he luchado por ver el mundo de otra forma,
tan sólo lo he dejado pasar sin ninguna broma.

Hoy no he hallado la paz que tanto ansío,
tan sólo han vagado mis pensamientos por mal camino,
tan sólo he sentido el profundo deseo de cambiar,
pero los nervios tracicionan y nada he podido mejorar.

Hoy no he sentido en mi piel un abrazo en mi suspirar,
no he hallado un beso en mis labios en mi nuevo despertar,
no he notado ese hombro que la pena me deje rebajar,
no he sentido en el oído suaves palabras para navegar.

Hoy no he hallado esa estrella que tanto y tanto embellece,
no he cantado a los pájaros ni los he oído en su trinar,
no he hablado mas que conmigo de mi propio malestar,
mas no he hablado con la muerte, lejana la deseo dejar.

Autora: Rosa Mª

QUIERO ENCONTRAR UNA ESTRELLA

Quiero encontrar una estrella,
que ilumine mi corazón,
que apague en mí la tristeza,
y encienda el cariño y el amor.

Quiero encontrar una estrella,
repleta de ternura y son,
que me abrace cada nueva mañana,
y me deje llena de energía y don.

Quiero encontrar una estrella,
que aparte mi desolación,
que ilumine cada nueva huella,
y sombree aquella que soy yo.

Quiero encontrar una estrella,
ésa que aparece en mi interior,
ésa que no veo por no ser yo misma,
ésa que, por miedo, no alcanzo yo.

Quiero encontrar una estrella,
que acaricie la paz y la esperanza,
que no me abandone cuando nada veo,
que la sienta siempre en mis entrañas.

Quiero encontrar una estrella,
una que brille más que el sol,
una que no desparezca noche ni día,
una que dé a mi vida un toque de ilusión.

Quiero encontrar una estrella,
no muy lejana en tiempo ni en distancia,
no muy escondida e incierta,
no muy cercana tampoco por no poder verla.

Quiero encontrar una estrella,
que me dé un norte y un tesón,
que no me deje tras muchas horas,
porque perderé mi fe y mi devoción.

Quiero encontrar una estrella,
que guíe mi vida y la llene de amor,
que no se estrelle en la madrugada,
sino ser yo su estrella en su dolor.

Quiero encontrar una estrella,
quiero hacer de mi vida iluminación,
quiero ver las cosas que cada día lleva,
para soñar despacio y con dedicación.

Quiero encontrar una estrella,
no importa de qué color,
tampoco yo soy perfecta,
tan sólo deseo dar todo que soy.

Autora: Rosa Mª

AUN CUANDO MI CORAZÓN VACÍO ESTÁ

Aun cuando mi corazón vacío está,
tengo un hálito de esperanza,
que me lleva a pensar que puedo amar.

Aun cuando mi corazón vacío está,
tengo el conocimiento suficiente,
que el verdadero amor no viene y se va.

Aun cuando mi corazón vacío está,
tengo un momento de tristeza,
que me envuelve y no me deja superar.

Aun cuando mi corazón vacío está,
tengo la conciencia tan perpleja,
que ni un rayo de amor puede entrar.

Aun cuando mi corazón vacío está,
un deseo inalcanzable me supera,
de poder dar amor y recibir paz.

Autora: Rosa Mª