Seguidores

5 de agosto de 2012

EN ESTE PRECISO MOMENTO ME ARREPIENTO


En este preciso momento, me arrepiento:
de ser como fui, de ser como soy;
de no saber fingir, de jamás mentir;
de hacer caso al corazón, no la razón;
de no usar la lógica, sino la ilusión.

En este preciso momento, me arrepiento:
de ser tan impulsiva, de alejarme de mí;
de no usar mis principios, mis valores;
de abandonar el camino que a meta lleva;
de no subir siquiera ni poner pies en tierra.

En este preciso momento, me arrepiento:
de pensar que la esperanza al fin llega;
de no tener fe que hace retomar fuerzas;
de perder el equilibrio, caer con el viento;
de no dudar siquiera que el amor es ciego.

En este preciso momento, me arrepiento:
de pensar que el amor puede a mí llegar;
de no tener unos labios a los que besar;
de profundas huellas no poder dejar;
de no tener compañía sino escarmiento.

En este preciso momento, me arrepiento:
de pensar que la pasión ha hecho actuar;
de no tener seguridad ya en el aliento;
de procurarme la calma, de saciar deseo;
de no tener respuesta, mas en mí silencio.

En este preciso momento, me arrepiento:
de pensar en la pasión, en yacer sin más;
de no haber dudado, de anhelo saciar;
de sentirme ahora herida, sin compañía;
de no tener ahora al corazón contento.

Autora: Rosa Mª Villalta Ballester

9 comentarios:

Anna Soler dijo...

Hermoso!!
Me has emocionado
Un beso

Ian Welden dijo...

No te arrepientas de ser una mujer entera, Cosa María. Ese mundo alternativo que describes es el camino a la pérdida del ser relamente humano, de humanismo.
Fuerte, precioso e inteligente.

Un abrazo desde Copenhague hoy con su corazón quebrado,

Ian.

Dulce dijo...

Siempre uno puede arrepentirse de tantas cosas, eso es muy humano, pero nunca puedes arrepentirte de lo que vales.

Un Dulce beso.

Lapislazuli dijo...

Solo trata de cambiar aquello que te duela, y no es arrepentirse
Hermoso e intenso
Un abrazo

Yashira dijo...

Precioso Rosa Mª y desgarrador, no te arrepientas de ser como eres, tienes un hermoso corazón por lo poquito que he leído de ti, y eso es escaso, no sobran corazones verdaderos, precisamente en este mundo nuestro donde cada cual va a lo suyo sin pensar en los demás. Errores todos cometemos, pero no te arrepientas, sólo intenta aprender de ellos.

Besos desde mi mar.

Luna dijo...

Es verdad, uno se arrepiente, pero es señal también de que se está a tiempo para remediar algún error.

Saludos y buenas noches, Rosa Mª.

Cristina dijo...

Muchas veces me reflejo en tus letras mi querida Rosa.
Escribís de maravilla, te felicito!
Te dejo un fuerte abrazo y te deseo un buen comienzo de semana.

Diana Ƹ̴Ӂ̴Ʒ dijo...

Es importante el arrepentimiento, porque con ello empieza el cambio y la renovación, aquel crecimiento espiritual que todos necesitamos.

Profundas letras, Rosita!

Abrazos y besos en el alma.

Cinarizina dijo...

Mi querida Rosa, como siempre, cada entrega tuya es una lección de vida. Es muy edificante lo que dices en este poema. Arrepentirse de todo lo negativo...es maravilloso. Te felicito con toda mi alma, recibe mi cariño y un fuerte abrazo.