Seguidores

14 de septiembre de 2012

CAMBIARÉ


Voz: Beatriz Salas
Producción: http://beatrizsalas10.blogspot.com/


CAMBIARÉ

Cambiaré mi lágrima por sonrisa,
para que mi compañía sea brisa.

Cambiaré mi dolor por placer,
para que mi estar no sea un deber.

Cambiaré el pesimismo por querer,
para que pueda un gran paso hacer.

Cambiaré la negatividad por un sí,
para alcanzar con seguridad el crecer.

Cambiaré la inercia por la actividad,
para que algo sirva en algún lugar.

Cambiaré la visión sobre la vida,
para que su fin sea una dicha.

Cambiaré la distancia por cercanía,
para alcanzar metas que no podía.

¡Cambiaré!... cambiaré toda mi vida, sí,
para agradarme yo y para estar en tí,
y que juntos, en el camino de la vida,
podamos juntos muchas vivencias sentir.

Autora: Rosa Mª Villalta Ballester

9 comentarios:

Anna Soler dijo...

No cambies nada de ti, la verdadera esencia eres tu y si cambiases por otros ¿que seria de ti?
me ha encantado tu poema.
Muy bello
Besines
¿Como estas?
¿Que tal el trabajo?

Maruja dijo...

Me ha gustado mucho este bello poema.
¡¡¡No cambiesss.
Besoss.

Carmen Silza dijo...

No, no cambies Rosa, y así, podrás seguir dibujando tan bello, un beso y buen finde.

Ramón María Vadillo dijo...

Cambia o nó, pero no dejes de versar Rosa.
Un beso

La abuela frescotona dijo...

tu poema describe la naturaleza de la vida, el cambio constante, como viajeros del tiempo que somos, muy hermoso saludas querida amiga

Dulce dijo...

Todo cambio que significa una renovación es un paso hacia delante. Dulces besos.

Cinarizina dijo...

Mi querida Rosa...es maravilloso leerte con esta actitud llena de opotimismo, de fuerza y de decisión.
Sí, cuando se reconoce la necesidad de cambiar, eso significa que estás en el camino para encontrar lo maravilloso que el Destino ha preparado para ti. Gracias amiga, por proponerte mejores cosas para ti y por pensar en compartirlas con quienes te amamos. Recibe un fuerte abrazo y todo mi cariño.

Luna dijo...

Una sonrisa, sólo una sonrisa y los días brillan...

Saludos, Rosa. Buenas noches.

Liliana G. dijo...

Hay que darse el permiso de cambiar cuando el alma lo pide. La vida es un cambio permanente, un camino hacia nuestro perfeccionamiento.
¡Bello poema, querida Rosa! Todo un sentimiento...

Besos y cariños. Gracias por estar siempre cerca.