Seguidores

28 de abril de 2013

BEATRIZ Y LA INSEGURIDAD


Voz: Beatriz Salas

Producción: http://beatrizsalas10.blogspot.com/
BEATRIZ Y LA INSEGURIDAD

Sí, yo soy Beatriz, una niña insegura,
que duda, que pide, que grita, que lucha,
una niña rubia, guapa y que pocos entienden,
una niña grande, sí, pero pequeña y frágil,
una niña dubitativa, que necesita como todos,
amor, cariño y mucha, mucha ternura.

Sí, yo soy Beatriz, una niña risueña y frágil,
alguien muy delicado y que puede romperse,
alguien que sufre quizás, pero que no se detiene,
alguien sin miedos, porque la valentía se adquiere,
una niña que busca como todas la niñas,
una amistad para toda la vida, dulce y sin malicias.

Yo soy Beatriz, una niña que desea compañía,
que camina libre por el sendero de la alegría,
que sueña, que se detiene en algún momento,
pero sigue con alegría porque soledad no quiere,
alguien que busca el arrimo de esa madre,
que con amor y pasión engendró un día,
ese ser que rebosa y vibra esperanza y alegría.

Beatriz pensaba en qué pedir a sus Reyes,
mas nada le hacía falta más los Reyes, ¿la miraban?.
Sí, sabían que Beatriz era una niña buena,
y tras esa indecisión algún sueño o anhelo se hallaba.
Y tras esa cara tan hermosa alguna reacción dormitaba.
Pero esa niña no decía lo que en su corazón anidaba.

Sin ella saberlo sus Reyes sus regalos entregaban,
mas ella llena de júbilo encantada y hermosa estaba,
esperando quizás nada pero con la seguridad que llegaban,
pues su corazón tan puro nada de malo se hallaba,
mas tal vez incomprensión y falta de ternura,
mientras en su despertar, ella, tan chica,
de emociones y de sueños su caminar continuaba,
sin esperar grandes regalos, esperando tal vez una mirada.

¡Beatriz, hermosa y guapa, lanzábase de la cama,
a ver los regalos que los Magos habían dejado!,
mientras, con su sonrisa, ella tan sólo amor quería,
y los Magos, sin dudarlo, no se dejaron de mostrarle,
que el sol y la luna no dejaban de acompañarla,
mientras las estrellas su luz y calor le ayudaban.

Todo cuanto Beatriz dudaba, se hacía fuerte y continuaba,
por ese lugar tan soñado que para ella era,
el camino de la compañía y la certeza de que alguien la miraba,
mas la sinceridad y la voluntad con ella eran su eco,
pues la lejanía y la falsedad a ella no le hacían gracia,
mas su mirada seguía firma en ese paso que siempre daba.

Beatriz, ¡no tengas miedo!, le decía su voz interior,
pero la niña siempre su temor demostraba,
temor a que alguien hiriese, ese corazón tan tierno,
que esa preciosa niña, tan alto y alto engalanaba.
La niña no quería nada que pudiese comprarse,
mas era algo que nada ni nadie pudiera obligarse,
mas es en ese corazón tan tierno y bueno,
que Beatriz, necesitaba que alguien se acercase.

Por fin Beatriz, se dio cuenta de que su sueño,
se haría realidad a lo largo del tiempo,
que tal vez la ilusión jamás se acabase,
y que en su corazón tan pequeño y hermoso,
había algo más que fantasía y algo sospechoso,
había algo que no todos los niños se dan cuenta,
y es el cariño y el amor que cada día despiertan.

 Autora: Rosa Mª Villalta Ballester

10 comentarios:

Beatriz Salas dijo...

Mi querida Rosa, no lo esperaba y me has emocionado... Precisamente hoy me das la mano de la manera más especial y me ayudas a dar el primer paso en mi nueva senda. Gracias, desde lo más profundo de mi corazón, muchas gracias.
Sábes? Siento que hoy, de tu mano, los Reyes Magos han venido a traerme la fuerza y seguridad que tanto necesitaré en esta mañana de estreno.
Eres como un Ángel de la Guarda que siempre llevo en mi corazón.

Mª JOSÉ Ferrer Gonzalez dijo...

La Beatriz de este relato, es emprendedora, soñadora, llena de cariño y una gran señora, esa parte de niña tierna y encantadora.
No sé, pero se asemeja a una querida " hermana".

Precioso Rosa, enhorabuena.

Lichazul dijo...

es una historia muy bien hilvanada ,tierna y luminosa, felicitaciones y felicidades para ti y para BEA

buena semana :D

Pedro Luis López Pérez (PL.LP) dijo...

Una historia entrañable, llena de encanto y emoción; donde los sueños conseguirán convertirse en Realidad.
Preciosa Entrada.
Un abrazo y besos.

Julie Sopetrán dijo...

Precioso. Me ha gustado cómo has hilvanado la historia. Un beso.

Carmen Silza dijo...

Me ha encantado esta Beatriz, y la forma de urdir este relato.Mis felicitaciones Rosa.

Lapislazuli dijo...

Hola Rosa que bien lograda la historia de la querida Beatriz
Abrazos a las dos

Anónimo dijo...

Siempre te_os leo. Me hiciste llorar, aunque eso no es difícil. Creo que soy el llanto cuando quiero ser risa.
Una luna increíble me observa aquí sentada en este mi famoso balcón. Nos miramos.

Un abrazo a ti tierna rosa, a Beatriz, a gala, Elisa, Zarza, Alicia, lápiz, María, morgana, mariposa, Chelo, Nerim , Marinel, sophia , abismo, aniki ...aunque creo que es un abrazo a mi misma. Besos so guapas !

Claro de Luna dijo...

Un bello relato para una bella Beatriz ...se recopiló en hermosas palabras muy bien hilvanadas el cariño y la belleza de una gran persona.
Felicitaciones
Gran abrazo
Claro de Luna

Maruja dijo...

Un bello relato amiga Rosa. Un beso.